Seguidores

lunes, 9 de abril de 2012

CHISTES

Un matrimonio gay decidió que querían tener un hijo.

Contrataron a una mujer para que les engendre la criatura.

Unieron sus espermas, los mezclaron bien y la mujer fue artificialmente inseminada.

A los nueve meses los llamaron del Hospital para decirles que acababa de nacer un varoncito.
Corrieron llenos de alegría al Hospital.
Al llegar, los llevaron a una sala donde había como treinta bebés todos gritando y llorando, menos uno.

Había uno plácido y sonriente. La sorpresa se la llevaron cuando la enfermera les indicó que ese era su bebé.

'Pero que bebé tan bueno, tan alegre!' exclama uno de los maricas. La enfermera responde:

'Es cierto... ¡pero no vayan a sacarle el chupete del culo porque se pone como loco!'



 Tocan la puerta de la casa de una mujer. Ella va a abrir y se encuentra con un hombre parado frente a ella que le

pregunta:

-¿Ud. tiene vagina?

La mujer disgustada le cierra la puerta en la cara.

A la siguiente mañana vuelve el mismo hombre y le hace la misma pregunta:

-¿Ud. tiene vagina?

Ella le cierra la puerta en la cara nuevamente.

A la hora que llega su esposo le cuenta lo que está sucediendo en los últimos dos días.

El marido le dice a su mujer con una voz amorosa y condescendiente:

- Amorcito mañana no tengo que trabajar, así que avísame si aparece nuevamente ese hombre.

A la siguiente mañana otra vez tocan la puerta y ambos corren a abrir, pero el marido se detiene y le susurra a la esposa:

- Amorcito voy a esconderme detrás de la puerta para escuchar lo que te dice y si es el mismo tipo quiero que le respondas que 'sí' para saber que quiere contigo.

- OK- dice ella y abre la puerta y era el mismo tipo que le pregunta:

-¿Ud. tiene vagina?

- Sí.....responde ella

- Excelente!!! !! -contesta el hombre-



Por favor si no le importa, ¿podría decirle a su marido que deje de usar la de mi mujer y empiece a usar la suya?....